Demandan a Apple por obsolescencia programada

0
929

El asunto de la obsolescencia programada ha sido un problema para los usuarios finales de casi cualquier producto actualmente, desde bombillas eléctricas hasta smartphones, pero en el caso de los dispositivos tecnológicos la polémica suele ser mayor.

Eso precisamente está sucediendo con el iPhone 4S y la más reciente actualización del sistema operativo de Apple, el iOS9 ha vuelto tan lentos a los modelos de iPhone 4S y anteriores que se vuelven simplemente imposibles de usar. Quienes lo han notado de primera mano son los usuarios que no están interesados en adquirir los modelos más recientes.

Sin embargo, ahora alguien ha decidio hacer algo al respecto. Chaim Lerman, un estadounidense originario de Brooklyn, ha puesto una demanda contra Apple por su práctica de obsolescencia programada, exigiendo 5 millones de dólares como compensación.

De acuerdo a la demanda, Apple anunció que la actualización a iOS 9 estaba diseñada para funcionar adecuadamente con dispositivos antiguos como los iPhone 4S y los iPad 2, sin embargo esta nueva versión hace que los dispositivos sean más lentos y en ocasiones los procesos se interrumpan (lo que los informáticos conocemos como crash del sistema), y lo peor de todo es que no es reversible, no hay manera de regresar a una versión previa del sistema con la cual los dispositivos funcionen como antes.

Esta situación, argumenta Lerman, obliga al usuario a tener que decidir entre conformarse con un teléfono lento que le causa inconvenientes en su vida cotidiana, o gastar cientos de dólares en un nuevo dispositivo. Esta es una demanda colectiva, así que se pueden sumar otros usuarios estadounidenses de iPhones antiguos que se sientan afectados por el mismo problema.

Dejar una respuesta