A día de hoy, los eSports tienen grandes competiciones internacionales como, por ejemplo, los Worlds que mueven ingentes cantidades de dinero, llenan auténticos estadios y provocan una revolución en el término deporte. A pesar de ello existe una gran cantidad de personas que desconocen incluso su existencia. ¿Por que es así?

Esto es porque es algo tan novedoso como aparentemente carente de interés para la gente. Los eSports se perciben como “chavales que juegan a videojuegos muy bien” pero están muy equivocados. Para que un videojuego adquiera el nombre de eSport, tiene que cumplir unas características muy especificas.

Los eSports o deportes electrónicos son competiciones realizadas entre 2 o más jugadores en las que estos se enfrentan para obtener la victoria. Para adquirir el término eSport, tienen que ser competiciones en las que ambos equipos tengan las mismas posibilidades de ganar desde el principio y con un importante componente tanto estratégico como físico (aunque la gente no lo crea).

Las estrategias que crean jugadores y entrenadores tratan de conseguir sobrepasar a las rivales. Esto también depende de unas capacidades personales como la velocidad de reacción entre otras… ¿No os suena de algo? ¿No se parece mucho a otros deportes?

Y aunque no os interesen los videojuegos es necesario que conozcáis por lo menos lo que son. Newzoo, importante consultora del sector, ha publicado recientemente un estudio en el que afirma que el sector de los eSports facturará cerca de 1.500 millones de dolares en 2021.

Además, cabe destacar que, los primeros que están apoyando el impulso de los eSports son los propios deportistas, como Piqué con su empresa eFootball.pro o Durant y Lebron invirtiendo en equipos y competiciones.

Por su reciente implementación, este sector aun no llega a facturar tanto como los deportes tradicionales. Sin embargo, en Twitch (una de las principales plataformas de visualización de eSports) más de 15 millones de personas visitan de forma diaria la plataforma durante alrededor de 95 minutos, aproximadamente la duración de un partido de fútbol, y la edad media de estos espectadores se acerca más a los 30 años que a los 20, por lo que queda demostrado que no es una distracción de niños.

Actualmente, los principales eSports que se visualizan son League of Legends, Fortnite o Counter Strike entre otros. Cabe destacar que gran parte de sus ingresos vienen principalmente de la publicidad, ya que los premios de las competiciones en si, no son grandes cifras. En la final del World de League of Legends (una de las principales competiciones a nivel internacional) el equipo          campeón recibe un premio de 1 millón de euros.

Si no conocéis los eSports no será porque ahora mismo no estén causando furor…